Kuss espera elebar sus galones

27 noviembre 2020 13:18:44 CET

El ciclista estadounidense quiere ser un segundo o tercer espada en el Jumbo-Visma para liderar al equipo en alguna carrera importante sin tener que estar a las órdenes de Roglic durante el 2021.

Tras su exitoso 2020, Sepp Kuss se ha confirmado como uno de los mejores escaladores del mundo, siempre al lado de un Primoz Roglic que finalizó segundo en el Tour de Francia y primero en la Vuelta a España.

Ahora, de cara al 2021, el estadounidense espera que el Team Jumbo-Visma le premie dándole todavía más galones y que pase de ser un gregario a una alternativa para carreras importantes. Su intención no es otra más que liderar a la entidad amarilla y negra en la Volta a Cataluña, Itzulia o incluso la Vuelta a España, en este último caso, necesitaría que el ganador de las dos últimas ediciones, Roglic, no acudiera a la carrera, al menos con la intención de ganarla.

A sus 26 años Kuss se ha convertido en el gregario más fuerte de Primoz durante el 2020, el hombre de su confianza que aguantaba con los mejores en cada una de las ascensiones en la montaña y siempre tenía piernas para responder a ataques, cerrar huecos o tirar de su jefe de filas.

Ha dado tan buenas sensaciones que, a la par, ha conseguido sus dos mejores resultados en grandes vueltas, con un decimoquinto puesto en Francia y un decimosexto en la Vuelta, donde en el 2019 ya logró una victoria de etapa, la más importante de su carrera hasta ahora.

Además, en este 2020 también se llevó una etapa del Critérium del Dauphiné, otra cita de suma relevancia en el calendario anual de los ciclistas profesional, algo que demuestra que está perfectamente capacitado para probar como líder de todo un Jumbo-Visma.