Tal día como hoy: El último combate del invicto Marciano

21 septiembre 2022 12:54:05 CET

Con su victoria ante Moore del 21 de septiembre del 55, el boxeador italoamericano se convirtió en el único campeón del peso pesado que se ha retirado sin perder ni un solo combate.

El boxeo ha dejado numerosas figuras legendarias a lo largo de las décadas, pero pocas pueden compararse con Rocky Marciano. Desde su debut como profesional en 1947 hasta la última vez que se subió al cuadrilátero un 21 de septiembre de 1955, Marciano disputó un total de 49 combates y los ganó todos, con un registro de 43 victorias por nocaut y seis por decisión. Ningún otro campeón de la máxima categoría del boxeo ha logrado firmar una carrera profesional inmaculada, ya que a su pleno de triunfos hay que sumar que tan solo en dos ocasiones fue momentáneamente derribado por su rival, reponiéndose en ambos casos para acabar ganando por KO.

Marciano vs. Moore, un combate para la historia (con polémica)

Septiembre era el mes de Marciano y no solo porque nació el día 1 de dicho mes de 1923, sino porque fue también el mes en el que más combates disputó: nueve, incluido el último de su carrera profesional. Aquel combate a 15 asaltos contra Archie Moore en el ya desaparecido Yankee Stadium estaba previsto para el día 20, pero la amenaza de huracán obligó a retrasarlo al 21.

El incansable Moore, apodado ‘The Mongoose’ (La Mangosta), llegaba a la cita con el impresionante bagaje de los 177 combates que había disputado ya como profesional a sus 41 años, con un registro de 149 victorias, 19 derrotas y ocho tablas. Desde 1952 era el campeón indiscutido del semipesado, título que había revalidado en cuatro ocasiones, y ante Marciano se disponía a luchar por primera vez por el trono mundial del peso pesado.

Por su parte, Marciano era quien ocupaba ese trono de campeón indiscutido de la máxima categoría desde hacía tres años, a lo largo de los cuales lo había mantenido en un total de cinco ocasiones ganando por nocaut en todas ellas salvo en una, que se impuso por decisión unánime.

La experiencia en el peso pesado y su inmaculada tarjeta situaban a Marciano como favorito, pero Moore sorprendió en el segundo asalto con un derechazo que mandó a su rival a la lona, algo que a Marciano le había pasado solo una vez en toda su carrera profesional. El italoamericano de Brockton, Massachusetts, se levantó inmediatamente y el árbitro tan solo tuvo que contar hasta cuatro mientras Marciano se reponía en una esquina un instante antes de reanudarse la pelea.

Años después Moore criticó reiteradamente al árbitro por considerar que había sido benevolente con Marciano porque se interpuso entre los dos boxeadores cuando era un combate en el que no se aplicaba la regla de tener que esperar ocho segundos para seguir golpeando al rival en caso de que se levantara tras ser derribado. “Me costó el título de los pesos pesados”, llegó a decir en una entrevista.

No sabremos qué habría pasado si Moore hubiera aprovechado para rematar a Marciano, aunque en la grabación del combate no se aprecia una intervención del árbitro tan clara como solía describir La Mangosta. Lo único que es irrefutable es que el invicto campeón se repuso rápidamente y para el noveno asalto Moore apenas podía responder a los ataques de su rival hasta que cayó definitivamente noqueado.

Noticias de Tal Día Como Hoy relacionadas

Tal día como hoy: La última gran batalla entre McEnroe y Borg

Fórmula 1: El día en que Alonso ganó su primer Gran Premio

MotoGP - Motociclismo: Un año del adiós de Rossi

Baloncesto: Un año del último partido de Gasol

Adiós con un histórico 49-0

Revalidado hasta en seis ocasiones el título mundial de los pesos pesados que había obtenido en 1952, Marciano anunció su retirada en abril de 1956. Tenía 32 años y podía presumir de haber ganado cada uno de los 49 combates que había disputado como profesional a lo largo de un periodo que duró ocho años.

Es cierto que muchos expertos restan cierto mérito al récord de Marciano por considerar que nunca llegó a medirse ante otras grandes figuras del boxeo que pudieran estar a su nivel. En cualquier caso, es indudable que se enfrentó a los principales contendientes de una época en la que quizá aprovechó el vacío dejado por el impresionante Joe Louis, aunque Marciano llegó a tiempo para enfrentarse en 1951 a un Louis que había revalidado el título de campeón indiscutido de los pesos pesados en 26 ocasiones y que con esa derrota ante Rocky dijo adiós al cuadrilátero tras 17 años como profesional.

Descubre más sobre la casa de apuestas favorita del mundo

Más noticias sobre apuestas de boxeo

Últimas cuotas y apuestas

Crea una apuesta con ‘Crear apuesta’

Últimos resultados de boxeo

Registrarse - Bonus de ingreso