Osaka no perdona en la final

20 febrero 2021 11:55:11 CET

La tenista japonesa se impone con solvencia a Jennifer Brady en la final del Open de Australia (6-4 y 6-3), por lo que logra su cuarto título de Grand Slam tras firmar dos semanas prácticamente perfectas.

Naomi Osaka, que tras su victoria pasará a ocupar la segunda plaza del ranking WTA, ha vuelto a demostrar su valía después de superar sin muchos problemas a Jennifer Brady en la final del Open de Australia. De esta manera, la tenista japonesa logra su cuarto título de Grand Slam con tan solo 23 años, demostrando que tiene una proyección de futuro espectacular.

Con esta actuación, Osaka le pone el broche de oro a dos semanas espectaculares, donde ha eliminado a tenistas de la talla de Garbiñe Muguruza o Serena Williams. De hecho, la española ha sido la única capaz de ganarle un set a la nipona, que no les ha dado ninguna opción a sus rivales sobre una superficie que se le empieza a dar de maravilla.

Por otro lado, merece la pena destacar que Brady lo intentó todo para plantarle cara a Osaka, pero el nivel de la nipona no le dio mucho margen a la estadounidense. Sin embargo, este primer Grand Slam de la temporada supone un paso muy importante en su carrera deportiva, ya que le ha permitido un primer contacto con las fases finales de un torneo de máxima categoría.

A partir de ahora, a Osaka le toca empezar a pensar en el Open de Francia, con la intención de firmar el mejor resultado de su carrera deportiva sobre la arcilla parisina. De momento, no ha sido capaz de pasar de la tercera ronda en cuatro participaciones, pero tendrá que firmar un buen torneo si quiere tener opciones de pelear por el liderato del ranking este año.